La Sanidad e Higiene

La Anarquía https://laanarquia.wordpress.com/2015/06/14/la-anarquia/

La Sanidad e Higiene 

Hospital de Sangre de Gracia, Valencia CNT AIT 
1422487_741665902513442_69849749_n
La situación sanitaria de la España del 36 era catastrófica. Particularmente la mortalidad infantil era muy elevada. Y las consecuencias de la guerra iban a complicar los problemas… En un año de revolución, se crean en Barcelona 6 hospitales nuevos. Las tarifas de las consultas y de las operaciones las controla el Sindicato de Sanidad. Vamos a dar 3 ejemplos concretos de realizaciones sanitarias en Barcelona : -El Hospital de Sangre, en el barrio de Pueblo Nuevo, transformado por el Sindicato de la Construcción, lo controlaba el Sindicato de Sanidad. Debido a su situación, este hospital acoge sobre todo a los heridos que afluyen del frente. Se puede constatar que todos los centros médicos estaban dotados de equipos modernísimos. -El Hospital del Pueblo, calle Provenza, en la barriada de San Martín, se creó en los locales de un antiguo convento. Concentraba todas las especialidades médicas. Antes del 36, en esos dos barrios no existía instalación sanitaria alguna. -El Instituto de Puericultura y Maternidad Louise Michel, creado por el Sindicato de Sanidad, se ocupa de los niños de 2 meses a 4 años, tanto desde el punto de vista médico como psicológico. En este mismo centro se organizaron cursos para las mujeres embarazadas y se creó asimismo una escuela de Puericultura.
hospital+confiscat+pels+milicians.+foto+de+l'entitat.+1936
LEF
6962933715_f3b310bd66_b
1376383_724007134279319_314288879_n
1382128_724005227612843_207478986_n
1383763_724006460946053_267358654_n
00000001544
Hospitales+de+Sangre+-+Small
 10429403_977976332215730_7624330200055198754_n
10933892_977956748884355_1669231450030424008_n
Los sindicatos, agrupados por ramos e industrias, en federaciones locales, comarcales, regionales, nacionales e internacionales y administrando directamente, bajo su responsable control, fábricas y talleres, campos, minas, marinas, institutos científicos y tecnológicos, son organismos aptos para asegurar la producción de todos los artículos y cosas indispensables a la sociedad y a sus componentes, a tenor de las necesidades que se hagan sentir y se presenten, persiguiendo el objetivo de crear la abundancia con la aportación de cada uno al esfuerzo común, según sus fuerzas y capacidades y sin explotación de nadie ni privilegio alguno. Todos los recursos materiales, económicos y técnicos, los artículos manufacturados, los productos agrícolas, ganaderos, de pesca, etc., habrán de considerarse y ponerse a disposición común, por medio de los organismos adecuados y más idóneos, para la distribución, el cambio y la repartición más equitativa.

Las Federaciones de sindicatos podrán formarse por categorías de producción, ya sea industrial, campesina, etc., o de servicios públicos, correos, comunicaciones, transporte y demás.
La revolución social, con la desaparición de la burguesía y de las estructuras capitalistas y autoritarias, deberá establecer una nueva ordenación económica, que implicará necesariamente otras modalidades de trabajo, reajustes de fabricación, reconversiones profesionales, especialidades distintas de la producción.

Los sindicatos por profesión o industria tampoco habrán de disponer de poder político ni de propiedad de fábrica, de maquinaria o de productos elaborados. El propietarismo corporativista tampoco hay que dejarle tomar raíz en la sociedad anarquista.

965

Los comités o comisiones de autogestión Del sindicato revolucionario y de sus funciones

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s